viernes, 8 de julio de 2011

Carnegie Hall

Una anécdota que sucedió durante un concierto en Carnegie Hall con S. Rachmaninoff y Kreisler; violinista y amigo del compositor



El compositor y el violinista estaban tocando la sonata de Franck para violín y piano. De repente Kreisler olvida el texto de partitura y rápido se acerca a Rachmaninoff, que tocaba el piano,  e intenta orientarse en la  partitura , aunque fue en vano; puesto  que no lo consiguió.

 Entonces, de repente, le preguntó nervioso a Rachmaninoff :

“¿Dónde estamos?, ¿dónde estamos?...”


 Rachmaninoff sin dejar de tocar le contesta: “En Carnegie Hall, ¿Por qué?


De Rachmaninnov, podemos escuchar su sonata para cello  y piano op. 19 en sol menor


IV Allegro Mosso


Jonathan Cohen cello
Leslie Howard piano

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada